lunes, 11 de enero de 2016

028_The missing gigs

In memoriam David Bowie (1947-2016)




"Anyone who ever had a heart / Wouldn't turn around and break it / And anyone who's ever played a part / Wouldn't turn around and hate it / Sweet Jane / Waiting for Jimmy down by the alley / Waitin' there for him to come home / Waitin' down on another corner / Figurin' ways to get back home / Sweet Jane..."

Hola Miguelito, hoy es un día triste para la música popular. Empezamos este post de homenaje de la mano de uno de los grandes discípulos aventajados del maestro Bowie, fallecido ayer domingo, según nos enterábamos esta mañana yendo al cole por Radio3 (dónde sino... eres lo que escuchas, hijo). Como el título de la entrada indica, hoy quería hablarte de aquellos conciertos a los que pude haber ido y no fui. O dicho en otras palabras: mis lagunas negras musicales.

A Lou Reed sí que lo acabaría viendo en Zeleste, pero traigo a colación el corte del Sweet Jane porque ese trozo es el principio de un magnífico libro only for fans, aparecido en 2008, de David Castillo y Ferran Sendra y editado por Arola Editors. En BCNROCK, los autores desgranan la prehistoria musical de mi ciudad -la tuya-, aquella que se iniciaría el año fundacional de 1975, meses antes de la muerte del dictador, precisamente con el concierto del neoyorquino en el Palau d'Esports.


Cinco de seis, al gran Freddie me lo perdí...

Apoyado en las magníficas fotos de Sendra, David Castillo nos relata en el libro los detalles de innumerables bolos celebrados en la Ciudad Condal en el período 1975-1989, recreando magistralmente el ambiente -gris, con ansias de libertad- de los primeros años de democracia. Y a mí me va a servir de hilo conductor para viajar en el tiempo a 5 conciertos legendarios que contaron con mi ausencia...


Lou Reed
Palau Esports 18/3/75
"18 de març de 1975. Allà era davant nostre, davant un públic afamat i fins als collons, el gran Lou Reed, interpretant els primers versos de 'Sweet Jane' sota els solos de la retronadora guitarra de Steve Hunter. No podia ser! Lou Reed al Palau dels Esports com si els nostres somnis fossin redactats per totes aquelles revistes que consumíem àvids: l'Ajo, el Topo, el Vibraciones i el Disco Express. El gran Lou Reed invocant la dolça Jane pels carrers de la ciutat, amb els seus somnis, la soledat, el vi celestial i les roses, amors impossibles més enllà del pont, trios diabòlics i la recerca de l'amor en una nova era..."


Aunque antes de subirnos a the boat that rocked (¡qué buena esa peli Miguel, tienes que verla sí o sí!), nobleza obliga a recoger el homenaje de los autores a los auténticos héroes de la película: los promotores musicales.
"Barcelona, gràcies a promotors com Gay Mercader, i, sobretot, a una joventut radiant i amatent a noves experiències, se situaria com una de les capitals de trobada de les principals figures d'un estil de música que, ja en aquells moments, alguns donaven per mort, però que estava en un període extraordinari. La ciutat bullia i de mica en mica es posava al capdavant de les capitals de la música moderna". 

Vamos allá, hijo. Empezamos por la más grave de mis lagunas musicales. Conservo vívida la imagen de la entrada, incluso el nombre de la gira: The Glass Spider Tour. Sí Miguel, estamos hablando del delgado duque blanco, el camaleón del rock, una de las figuras icónicas de la música popular. El grandísimo David Bowie. El evento tuvo lugar el verano de 1987 en el Miniestadi del FCB, y no me preguntes el porqué de mi ausencia... Casi 30 años han pasado y todavía me arrepiento. No estaría preparado para él, quizás (en aquella fecha sólo había visto en directo dos veces a Elton -en 1984 y 1986-, y me faltaba un año para el concierto de Bruce...).


Missing#1: David Bowie - Miniestadi FCB - 7/7/87
"Recordarem el concert de Bowie del Miniestadi. Venia a demostrar-nos novament per què és un número 1 després de tants anys de trajectòria. Amb una banda liderada pel fidel i inigualable Carlos Alomar i per l'excel.lent guitarrista Peter Frampton, el duc blanc va cantar i tocar molts dels seus temes clàssics, que tots ens sabem de memòria (...) El públic l'adora tant com ell adora l'espectacle, i en els diferents aspectes visuals i musicals el concert ens va dur cap a una mena d'òpera, on el gran Bowie era el tenor, l'estrella que durant tants anys ens ha regalat els seus melòdics versos sobre la transformació del temps o sobre les metamorfosis vitals".


Vive Dios que intenté rectificar tamaño error muchos años después, y nada menos que en dos ocasiones. Sin embargo, la diosa fortuna -tantas otras veces favorable- no me fue propicia entonces. Y eso que estaba dispuesto a irme a Francia a verlo. En concreto, a Nimes en 2002 y a Carcassonne en 2004. En la primera gira no recuerdo qué pasó, pero en la segunda oportunidad francesa el concierto se suspendió cuando ya tenía las entradas compradas, el hotel reservado y al amigo -don Miguel Segura- liado. A pesar de que el londinense sacó nuevo disco en 2013 (The next day), los motivos de salud que le obligaron a cancelar las anteriores giras parece ser que persisten. Y yo no he vuelto a escuchar nada suyo desde hace más de 10 años...


La fatídica comunicación de la cancelación de 2004

Mi segunda laguna musical, aunque ya a años luz de dolor de la anterior, fueron los Queen del grandísimo Freddie Mercury. Y aquí sí que no hay segunda oportunidad (el de Zanzibar se nos fue en 1991). De lo que me arrepiento en este caso es de haber ido al sucedáneo aquél que montó Brian May con... ¿cómo se llamaba el sustituto?. Da igual, los Queen son de aquellas bandas que NO deberían sobrevivir al fallecimiento de su líder. "Un espectáculo tristísimo", creo que se titulaba la crónica de El País al día siguiente. Pero veamos cómo fue el bolo de verdad, el de 1986, con Freddie Mercury en plena forma.


Missing#2: Queen - Miniestadi FCB - 1/8/86
"El primer d'agost actuaven al Miniestadi els Queen: un cicló que ningú era capaç d'aturar, amb la personalitat del seu vocalista, el llegendari Freddie Mercury, l'impactant guitarrista heavy Brian May, el baixista John Deacon i el bateria Roger Taylor. Com podria tornar a l'estiu del 86 i quedar-m'hi?
Barcelona ja era una cita obligada. Els Queen hi tocaven per tercera ocasió i sortirien per la porta gran, amb un escenari de 560 metres quadrats, centenars de focus i mig milió de watts (...) 180 altaveus que recollien el singular 'A Kind of Magic' (...) Mercury s'havia adaptat als nou temps que imposaven els vuitanta després d'haver estat líders de la dècada anterior..."

Y no sólo eso. La banda llegaba a BCN un año después de su triunfo absoluto -unánimemente reconocido por sus pares- en el macroconcierto Live Aid de Wembley. Una actuación de apenas 20 minutos la suya que revolucionó los cimientos del mundo musical vía satélite. ¿Dónde cojones estaba yo aquel verano del 86?!!!



En fin, vayamos a por la tercera laguna, aunque a partir de aquí el dolor por la pérdida ya disminuye ostensiblemente. Nos vamos al verano del 88, que te recuerdo fue el del concierto de mi vida, por lo que entra dentro de la lógica que no tuviera ojos (ni dinero) para nadie más aquel año. Imagino que los Pink Floyd, ya sin Roger Waters, no se lo tomarían a mal. 


Missing#3: Pink Floyd - Camp RCD Español - 20/7/88
"Un altre concert important d'aquell 1988 va ser el que van fer els Pink Floyd el 20 de juliol a l'antic estadi de l'Espanyol de la carretera de Sarrià. Un grup que havia patit la sortida i l'intent de dissolució de Roger Waters. Els altres tres components, David Gilmour, Richard Wright i Nick Mason, no tan sols van aconseguir fer passar desapercebuda l'autoexclusió del seu company durant més de vint anys sinó que gravarien un dels discos més importants de la seva història: 'The Division Bell'. 
En aquella gira europea, la més gran de la seva història, van contractar vint-i-cinc concerts, en què van repassar temes del seu repertori. Una mena de fe de vida (...) Un xou on els efectes de llum no van amagar la categoria dels instrumentistes de la banda (...) I no van decebre, tot i els típics cants a la desolació de molts dels crítics, que tants artistes han enterrat abans d'hora".




Como siguiente laguna, la cuarta, he seleccionado al insigne Rory Gallagher ("el mejor guitarrista del mundo", según el propio Hendrix, ojo al dato!!). El irlandés se presentaba en BCN por cuarta vez aquel verano del 86, y los autores recogían la actuación así:


Missing#4: Rory Gallagher - Palau Blaugrana - 9/7/86
"La següent cita memorable va ser Rory Gallagher, un altre mite, especialment estimat per la parròquia barcelonina per les seves tres actuacions anteriors. L'irlandès, un corredor de fons, era un autèntic animal del rock and roll, un talent innat que des dels seixanta havia innovat amb la seva guitarra salvatge i els seus xous d'acrobàcia elèctrica.
Un dels grans, a qui no s'ha fet prou justícia. Insubornable, pare d'un peculiar so de Stratocaster, que pot combinar amb una mandolina i sovint amb una harmònica per destacar encara més el seus blues radiants i esfereïdors. Gallagher va triomfar novament a Barcelona sense grans campanyes comercials, autenticitat pura, que va desplegar al Palau com un campió". 

Y para acabar por hoy, ahí va mi quinta (y siempre penúltima) laguna. En la primavera de 1986 actuaba en BCN, con sus Crazy Horse, el gran Neil Young, una de las guitarras más fieras del rock. El cantante y compositor de Harvest, integrante de grupos como Buffalo Springfield o CSNY, realizó un bolo "fantástico".


Missing#5: Neil Young - Palau Esports - 24/4/87
"Young va tocar l'endemà de Sant Jordi al Palau dels Esports de Montjuïc. No es va omplir del tot, malgrat la condició d'estrella de Young i el rock sense contemplacions del grup, que va heretar el nom del cèlebre cabdill sioux. Dues hores de rock trepidant, desbocat com els cavalls que invoquen dins un folck-rock robust, que el canadenc sempre practica quan s'acompanya dels Crazy Horse. Fantàstic!




No siempre se puede tener todo, hijo. Pero hay que lucharlo hasta el final, y mientras tanto disfrutar del paseo. Y reinventarse cuantas veces haga falta. Hasta el próximo post, Miguelito. Te dejo con el Duque Blanco, al artista más elegante y polifacético de todo el universo rock. 


Dos de seis, apunta otro lagunón: Bob Marley!


PS: regalo para ti, está por casa... venga va, voy a levantarle el castigo a Bowie en tu honor... viajemos a 1987... keep swinging!

A falta de pan... Cortesía (pagada) de Revolver

PS2: otros missing gigs, con entradas originales compradas a mi dealer en el Port Vell


Blues, Radio Futura, Supertramp, Prince! y Chuck Berry y su
hijo putativo: Keith Richards & The X-Pensive Winos

PS3: homenaje sentido a Bowie del más grande frontman de la historia del rock'n'roll, LET'S DANCE!





PS4: de obituarios y varios

El hombre de las estrellas que llegó para salvar el pop (F. Navarro)
De función (D. Trueba)
Mira arriba, estoy en el cielo (I. Juliá)
David Bowie, una odisea musical (D. Manrique)
Cosas que debemos contar a nuestros hijos sobre David Bowie (M.A. Bargueño)
Bowie contado en 12 canciones (R. Cervera)
Araña, camaleón, genio imperfecto (E. Linés)
Las mil y una muertes de Bowie (T. Crespo)
Levántate, Lazarus (S. Balmes)
My favourite Bowie song (The Guardian)
His death was a work of art (The Guardian)
David Bowie Allowed His Art to Deliver a Final Message (NYTimes)
Bowie through the ages (The Times)
David Bowie 22 greatest lyrics (NME)




Elefantes en pleno tributo (Razz1 - 16/1/16)



PS5 (28/5/16): como acabo de comprar la entrada para Neil Young en el Poble Espanyol, y en homenaje sentido al reciente fallecimiento del genio Prince -vaya mierda de año-, cambio el missing gig #5. Que conste en acta... RIP Prince 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.